Macro para pobres: tubos de extensión

El funcionamiento de un tubo de extensión es sumamente sencillo: separar el objetivo del plano focal de la cámara usando un tubo vacío, sin elementos ópticos.

Hay varios tipos de tubos de extensión, los más caros permiten mantener los automatismos en el objetivo, pues además de realizar la separación, mantienen la conexión electrónica entre el objetivo y la cámara. Los más baratos (entre los que se encuentra el que yo uso), simplemente dispone de varios segmentos enroscables que separan el cuerpo de la cámara en varias distancias prefijadas.El gran punto a favor de los tubos de extensión es que no hay pérdida de calidad al no tener elementos ópticos intermedios. A cambio se pierde luminosidad (se pierde más cuanto más se aleje el objetivo) y no resulta nada cómodo ajustar el aumento, ya que hay que ir enroscando y desenroscando tubos.

El aspecto del tubo es el siguiente:

Macro para pobres: tubos de extensión.

Por el lado de la cámara encaja en la montura de la cámara:

Y por el lado del objetivo presenta su opuesto:

En el tubo que yo uso, se dispone de tres segmentos que se pueden combinar entre si, de forma que se puede separar más o menos el objetivo de la cámara. Los segmentos miden 8, 15 y 28 mm respectivamente.

Los tres segmentos son de longitudes diferentes:

Ahora que ya hemos visto la pinta que tiene, vamos a ponernos manos a la obra. Recordamos nuestra foto de referencia tomada con el Pentacon 50mm f1.8:

ISO 100, f5.6, 1/25 seg. distancia de enfoque: 33cm

Con el tubo de extensión de 8mm la distancia mínima de enfoque se reduce a 21 cm:

Tubo de extensión 8mm. ISO 100, f5.6, 1/2 seg. distancia de enfoque: 21cm

Sumando los tubos de 8 y 15mm:

Tubos de extensión 8 + 15 mm. ISO 100, f5.6, 1/5 seg. distancia de enfoque: 20cm

Y con los tres segmentos juntos:

Tubos de extensión 8 + 15 + 28 mm. ISO 100, f5.6, 1/3 seg. distancia de enfoque: 18cm

Y por último, probé los tubos con un Tamron 28mm f2.5. Usé los dos segmentos más pequeños (8 i 15 mm):

Tubos de extensión 8 + 15 mm. ISO 100, f5.6, 1/10 seg.

Los que estamos acostumbrados a trabajar con objetivos manuales estamos de suerte, ya que éstos son especialmente apropiados para trabajar con los tubos de aproximación simples.

Un inconveniente respecto a usar un objetivo de forma convencional es el enfoque. De poco o nada nos sirve el anillo de enfoque del objetivo, ya que tiene apenas efecto sobre la distancia de enfoque. El objetivo enfoca a una distancia fija y deberemos enfocar a base de acercar y alejar la cámara al elemento a fotografiar.

Y por último comentar el precio: en ebay puedes encontrar tubos de extensión desde 7€. Creo recordar que el mío no llegó a 9€.

Artículos relacionados:

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *